miércoles, 11 de febrero de 2009

Para llevar la contraria

The Daily Telegraph –otro que tampoco es ya un diario– ha contratado tres periodistas para su área de deportes. Chincha y rabia. Se trata de un área integrada: los tres escribirán en el diario el dominical y el sitio (¿Hacía Falta Decirlo?). Se cubren así dos bajas y una vacante –no amplían plantilla, vamos.

Si a la cobertura de Política y Economía dedicaran la inteligencia que dedican a Deportes ayer uno no se habría aburrido tanto leyendo el Telegraph de papel. Qué insustancial todo. Y lo mejor era, en efecto, el tabloide Sport. Pero ¿se compra el Torygraph por la sección de deportes? ¿Será por la sección de deportes que ha caído su circulación por debajo del millón? Apaga y vámonos.

Y este es el mismo Telegraph que ha subcontratado o tercerizado la edición –o sea, la edición– del suplemento Money, el de motor, el de viajes y parte del Sunday Telegraph a Pagemasters una empresa australiana propiedad de Rupert Murdoch. Esta compañía emplea a 140 personas y edita cada semana 1.800 páginas de diversos medios.

El mismo Telegraph que ha recortado en un 40% los honorarios a sus freelances y stringers dentro y fuera del Reino Unido. El mismo que ha despedido a 50 periodistas más la pasada Navidad. El mismo que ha reducido un 12% su presupuesto de noticias para 2009.

El mismo Telegraph. Si las decisiones anteriores le parecen dudosas, ¿qué tal contratar tres periodistas más en Deportes?

Las fotos de deportes son muy bonitas, sí. Pero ya las he visto antes por la tele y en internet y en los sitios de los clubes, gracias.

[Además de editarlo parcialmente, también es Murdoch el que lo imprime: suya es la planta que produce el Telegraph. Chincha y rabia.]
Publicar un comentario en la entrada