domingo, 28 de marzo de 2010

Censura y código genético

Encuentro en Facebook estas dos páginas de El Telégrafo de Guayaquil de hoy. A la izquierda la que iba a salir. A la derecha, la que salió, sin el agradecimiento de Mariuxi León a Rubén Montoya y a David Sosa. La foto en Facebook tiene cientos de etiquetas a modo de adhesiones. El texto que la acompaña termina lacónico: "el dia de hoy ya no dejaron entrar a Mariuxi al diario a pesar de ser la editora de turno".

Da vértigo -escalofríos- reconocer el código genético escondido en los diarios. Es como su alma, su espíritu escondido en algún lugar del edificio que se nos impone y nos convierte en lo que tenemos que ser. O somos nosotros que nos despertamos de un letargo y descubrimos esa fibra que tienen los verdaderos periodistas. Debe ser la mezcla de las dos cosas, que no hay una sin la otra.

Periodistas del Ecuador, no están solos. Muchos los estamos siguiendo y los apoyamos con nuestra solidaridad.

El código genético de Clarín, en Paper Papers, 13/5/08
El código genético de los diarios, en Paper Papers, 5/11/06
Publicar un comentario en la entrada