miércoles, 29 de abril de 2009

La Vanguardia edición catalana

Jordi Juan, subdirector de La Vanguardia, acaba de decir en la tele que en 2010 el diario aparecerá tambien en lengua catalana. Será el último diario catalán en normalizarse –quitando al Diari de Tarragona, escrito mitad y mitad.

A los no españoles (y no catalanes) esto puede parecer un aleluya. No lo es. Imagínese que el diario de referencia de su país estuviera escrito en otra lengua.

Un colega del diario Avui se da por liquidado. Tal vez. Pero no será porque aparezca otro rival de lengua. Si llevan noticias y no alienan a su público… tendrán poco problema. Porque salvo para alienígenas sociales, mentes colonialistas –que por desgracia nunca faltan– y algún comercial de The Economist, la lengua no es aquí un problema. Ni siquiera para LV.

Avui,
ante LV, tiene un hueco como el Arco de Triunfo. Les pongo un ejemplo entre cien: hace dos o tres semanas, La Vanguardia entrevistaba a los jefes parlamentarios del PSOE y del PP en páginas enfrentadas. Preguntaban dos periodistas madrileños de la delegación del diario en Madrid. No formularon ninguna pregunta sobre los asuntos pendientes de Catalunya, que no sólo pasan por el Congreso y son serios sino que interesan a los lectores de LV. Ni traducido al catalán deja eso de ser un despiste. Y esos despistes no son tan raros en LV.

Avui no está muerto si Avui no quiere. Aunque un 40% de su editora sea propiedad… de La Vanguardia.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

"Será el último diario catalán en normalizarse". Qué pasa, ¿es que ahora es un diario "anormal"?

Lluis

TP dijo...

La expresión "normalizarse" se entiende perfectamente en la nota –salvo que no se quiera– y no tiene carga alguna –salvo que se la quieran poner. Ánimo.

Anónimo dijo...

a mí me parece muy bien. de todas formas, en el contexto actual, no sé si dos ediciones es lo más acertado económicamente (a no ser que una de ellas la financie la administración a través de subvenciones).
Y en relación al primer comentario, cuando he leído el post he imaginado que alguien saltaría con eso... algunos siempre buscan "merder" donde no lo hay
Xavi J.

Oriol López dijo...

A veces se habla de si una edición en catalán de LV quitaría lectores al Avui y, tal y ocmo comentas en el post esto no pasará por dos motivos:
- El diario Avui, después de desprenderse de la deuda arrastrada, es un diario que podría ser tan solvente como El País o El Mundo, ya que, y aquí viene la segunda,
- tiene público objetivo muy bien definido (con 15000 suscriptores, lo que lo hace el 4º períodico de España en suscriptores) que no compraría LV aunque estuviera en catalán, ya que busca una visión catalana del mundo, y no española.

Sobre quién paga? ¿Cuánto nos cuesta la cantidad infame de publicidad institucional en diarios como La Vanguardia, El Periódico, El País o El Mundo? Publicidad que en el Avui no se publica.