domingo, 22 de marzo de 2009

El periodismo cura las manías

Uno lleva una semana loca. El trabajo, claro. Y una mosca detrás de la oreja, ocasionada por esta portada de Público. Al final, resulta que es solo otro ejemplo de cómo la manía y el prejuicio distorsionan los hechos. Rumiando sobre este ejercicio de intolerancia y mal periodismo, A* me hace llegar esta tabla. Fíjense:¿Podemos deducir de estos datos que cuanto más católico es un país menor es la incidencia del sida? Correcto: no. Hay otros factores que influyen. ¿Pero podemos inferir que no tiene nada que ver? Tampoco.

Con un poco de sentido común… Giuliano Ferrara explica que la tasa de infección en Washington DC es igual a la de Uganda: el 4% de la población mayor de doce años: "y esto sí es una demostración patente de que la diferencia proviene de los comportamientos de riesgo y no de la disponibilidad de los profilácticos, que es universal en la ciudad de Washington".

También P* me dice: no te calientes. En Público (digo: y en tantos otros medios) no leyeron lo que dijo el Papa.

Y dijo, según La Vanguardia: "Ciertamente, el Papa no dijo a los periodistas explícitamente lo que muchos dicen que dijo. "No se puede solucionar este flagelo sólo distribuyendo profilácticos: al contrario, existe el riesgo de aumentar el problema", estas son las palabras literales de Benedicto XVI, quien, seguidamente, precisó cuál es la respuesta católica al sida: "Una humanización de la sexualidad, es decir, una renovación espiritual y humana que traiga consigo una nueva forma de comportarse uno con el otro" y "la disponibilidad incluso con sacrificios, con renuncias personales, a estar con los que sufren". Este segundo aspecto caracteriza sin duda la labor de muchas fundaciones católicas en África,verdaderamente ejemplares, que combaten, con extraordinaria generosidad y con formidable espíritu de renuncia, en las trincheras del sufrimiento. Deberían reconocerlo muchos de los que se escandalizan por la manera como el Papa ha menoscabado los preservativos: han olvidado que la Iglesia ocupa una silenciosa primera fila en esta lucha".

Más periodismo. Uno de los reporteros –y de los buenos– que hizo bien su trabajo sobre el terreno en el viaje del Papa a África paseó por el país y también preguntó a un arzobispo local, John Onaiyekan. Y cuenta:

"(...) the condoms that are actually distributed in Africa, especially rural areas, are often unreliable. “A condom in New York is not the same thing as a condom twenty kilometers inside the bush,” he [el obispo] said.

Some of them sat in a container in a port, under the sun, for maybe two or three months. By the time they bring them out on bicycles, passing them out in the bush, many are no good, but what people hear is: ‘Put this on, and you’re safe.’ ”

Si Público hubiera hecho su trabajo... al menos habría informado bien. No hubiera dejado que manías y prejuicios ganaran. ¿Fue por vagancia? ¿Por ganas de decir a la gente lo que debe pensar? Si se comportan así con un asunto fácilmente verificable ¿qué hacen con el resto?

[Gracias, JJ*]

15 comentarios:

Anónimo dijo...

Muchas gracias a tí, Toni. Esperemos que el periodismo cure algunas manías de algunos periodistas. Un cordial saludo.

Mario Benito dijo...

Otro ejemplo de buen periodismo: cuando se presenta una tabla, o se dice la fuente de donde salen esos datos, o sencillamente la tabla no sirve.
En segundo lugar, al Papa hay que "traducirle" porque parece incapaz de decir abiertamente lo que piensa... sobre casi ningún tema, y de ahí esa jerga ininteligible que utiliza para luego poder desdecirse o reafirmarse, o nada de nada. "El Papa no dijo explícitamente lo que muchos dicen que dijo", por la sencilla razón de que no dice explícitamente nada. Pero implícitamente, sí lo dijo (renuncias, sacrificios, lo de siempre).
Me temo que a pesar de su "claridad" expositiva y falta de ambivalencia, todos sabemos cuál es la postura de la Iglesia en lo referente al uso de preservativos... incluso cuando se utilizan para salvar vidas en vez de para impedir que se conciban
Una vez más enhorabuena por el blog y un saludo

IsaacCampos dijo...

Estoy de acuerdo con Mario. Los periodistas saben muy bien qué quiere decir el Papa y el deber es acercarlo esn pocas palabras.
No veo la relación del cuadro de datos de infectados en relación con la religión con respecto a la portada de Público, que lo que hace es recoger como denuncia sus últimas afirmaciones en África, nada de resumir ningún dato global o estudio o lo que fuese.
Saludos

TP dijo...

Mario: tienes razón sobre los datos de la tabla. Son tan elementales (ONUsida y Anuario Pontificio) que me parecía hasta ofensivo indicar la fuente. Pero tienes 130% razón.

Sobre tu juicio… no entro en este blog. Entro en lo profesional, en lo periodístico: quiero que me den los datos, los hechos. No quiero que me digan qué tengo que pensar ni los clericales ni los comecuras. Y menos aun que me lo hagan pasar como la única versión. Eso no es periodismo. Es panfletarismo –legítimo, pero otro género.

¡Gracias, grande!

AnnieChristian dijo...

Cosas por llevar un pelín la contraria, en ningún momento el Papa habla de profilácticos, sino de preservativos. Término que posteriormente el Vaticano modificó en la transcripción oficial. La Iglesia, como la propia Biblia o como las predicciones de Nostradamus no suele decir nada de forma directa, lo cual trabaja normalmente en su favor -lo mismo le pasa al Rey en sus discursos, por ejemplo-, pero también abre la puerta a que los que están en su contra decidan, con igual derecho, interpretarlo negativamente. Digo yo.

En lo esencial, el mensaje del Papa es que el condón no es la solución para acabar con el SIDA -obvio-, pero también dice que la distribución "puede aumentar el problema"... al primer amante de un enfermo de Sida al que se le haya convencido de usar siempre el condón y que por las palabras del Papa ahora lo haya desechado, le podemos pedir una impresión de primera mano.

Como hemos podido leer en alguna viñeta humorística, sería igual que decir que el uso del casco en la construcción fomenta el riesgo laboral, supongo que porque los albañiles aprovechan el llevar casco para lanzarse de cabeza desde los andamios. Las palabras del Papa son de una temeridad tremenda.

Las soluciones al SIDA propuestas por la Iglesia son, también, de una estrechez que asustan. Sólo miran al sexo, para empezar, pero además son una traducción del famoso refrán "muerto el perro se acabó la rabia". Sin relaciones es imposible que el Sida se contagie vía sexual. Y sin árboles se disminuye a cero el riesgo de incendios forestales, pero mira tú: las personas necesitan follar y los árboles tienen tendencia a crecer, lo demás es hablar para otro mundo. No sé cual es la solución, pero desde luego no puede haber ninguna si se mira en la dirección de modificar lo más básico de la naturaleza humana: comer, dormir, fornicar, creer, amar, odiar...

Ramon Gomà dijo...

A mí me parece que el asunto no es si nos gusta lo que dice el Papa sobre el condón y el sida. El asunto es la información que se hace de eso, de periodismo. ¿O no?

Sergio dijo...

Sinceramente creo que en muchos de los comentarios se está confundiendo la crítica a la frase del Papa con la actitud de "Público" y con la propia postura respecto a la religión cristiana. He leido más arriba "Hay que comer, hay que follar, etc" Bien, lo que dice la Iglesia es que se folle con responsabilidad, y con una sóla persona, con la que debemos estar casados. Si por ejemplo no se está de acuerdo con eso, pues ya está, uno no es católico, y punto, y si se quiere ir contra la doctrina católica, pues escribidlo en otro blog. Pero en este magnífico post no se entra a valorar la doctrina cristiana, sino la interpretación sesgada (sesgadísima) de "Público". Y lo dice uno (yo) que no es creyente.

Milkus Maximus dijo...

Estimada Annie:

No tiene nada que ver con cuestiones confesionales. La política de Abstinencia-Fidelidad- Condón, la promociona hasta la UNICEF (http://www.unicef.org/voy/spanish/explore/aids/explore_639.html) Lo que pasa es que nuestros gobiernos, tan políticamente correctitos, tolerantes y abiertos, están más interesados en poder manejar mejor una masa de gorilas en celo que un pueblo de gente pensante.
De ahí que se llenen la boca con los derechos humanos, las instituciones internacionales, y por otro nos den la mitad de la información.
Tu gobierno fabrica condones para distribuirlos gratuitamente? No: se los compra a alguien. Investigá en tu pais, a ver quién es el que se queda sin negocio si el gobierno de veras promociona un plan como dice UNICEF, y baja la compra de condones por parte del estado. capaz que te encontrás con más de una sorpresa.

Pablo dijo...

Cómo aportación a este foro, quería contar la experiencia que al respecto he vivido y disfrutado.
En 2008, tuve la suerte de poder pedirme un año de excedencia en mi empresa y lo dediqué a la puesta en marcha de un proyecto en Malawi (África) un Hospital, en una zona rural del norte del país.
Una vez sentada la estructura, contratado el personal básico, comprado el material, mobiliario, equipamiento, y marcada una línea de trabajo, nos vimos en la posibilidad de desarrollar los llamados proyectos comunitarios.
Realizamos clínicas móviles, en las que con lo básico, nos trasladábamos a diferentes comunidades lejanas a cualquier tipo de carretera.
Por supuesto, una de las líneas de actuación, era la prevención del SIDA. Tengo que decir que el Hospital es parte de una Misión Católica, y la dirección corresponde a una Congregación local de monjitas.
Nuestra estrategia era simple, pero eficaz: formación. Enseñábamos, mediante representaciones teatrales cómo se transmite la enfermedad y cómo evitarlo: 1º abstinencia fuera del matrimonio, 2º fidelidad dentro de él y cómo recurso residual, los preservativos, que no dudamos en repartir, siempre que previamente se hubiese explicado claramente que este método no era eficaz en su 100%, explicábamos su uso, su peligro… cosa que por cierto, aquí en España, no se hace.
Y ahí están los números para quién le guste y para quién no, la verdad por delante, puede salvar muchas vidas.
No me resisto a terminar diciendo, que no es mi primer viaje que hago para realizar Cooperación Internacional, y allí dónde estaban los mas necesitados, allí estaba la Iglesia Católica.

TP dijo...

Grande, Pablo.

Miguel Costas dijo...

Qué blog, qué comentaristas tan dispares: una que sólo piensa en comer y fornicar y otro que dedica su tiempo a enfermos en Malawi. Volveré más.

GP dijo...

Siempre pensé que el condón es como el cinturón de seguridad. Evita las consecuencias, pero no los accidentes.

AnnieChristian dijo...

No Miguel, también pienso en pasarme por aquí a leeros y dos o tres cosas más.

Estoy de acuerdo con vosotros en la tendencia de Público, pero el periodismo es dato y también valoración del dato -y ahí surge el problema, claro-. La frase del Papa, que se ha podido escuchar en grabación sonora dice lo que dice, y lo que afirma induce a despreciar el uso del preservativo, con el enorme aumento de riesgo que eso conlleva. Ayer tuvimos un ejemplo similar en un obispo francés.

Que existe una tendencia en Público, sí, que debe valorarse todo el conjunto de lo dicho por el Papa, también; pero que debe valorarse todo ello dentro del mundo real -donde hay infidelidades-, pues también y con respecto a eso deben valorarse las opiniones del Papa y de cualquier otra persona.

José María dijo...

Interesante análisis. Pero me temo que hay un error de base. "Público" es un panfleto (como "Granma" o "Völkisher Beobachter"), y por tanto carece de sentido esperar rigor, deontología, profesionalidad, contraste de fuentes, pluralismo, mesura...

Anónimo dijo...

Si el periodismo cura manías, ¿qué hacen los de "Público" que no cierran de inmediato?
Muy descriptivo el comentario del obispo africano sobre el uso del preservativo en las condiciones medioambientales africanas.
Al Papa se le entiende muy bien. Lo que pasa es que algunos son durillos de oído o, simplemente, no quieren oír lo que no les interesa. Tal vez, también, no tengan la formación suficiente como para interpretar palabras de tan cualificado orador. No olvidemos que España tiene la tasa de fracaso escolar más alta de Europa. Alguno de "Público" debe de estar entre esa tasa.
Saludos y enhorabuena por el blog.