martes, 2 de noviembre de 2010

La clave es el teléfono

¿Y si ofrecemos el diario a los socios y lo cobramos en la cuenta de la CEEL? Se nos ocurrió un día de 1998 mientras almorzábamos con la comisión directiva de la Cooperativa de Electricidad Eldorado Limitada (Misiones). La CEEL provee de luz, agua, internet, televisión, telefonía, gas y lo que usted quiera.

No se puede hablar fuerte. Nos estaba oyendo Ron Hirson, cofundador de Boku (aquí entero):


La tableta -el aparato- es lo de menos. Ya ven que se podía hacer hace doce años con el diario de entonces. El teléfono es la clave, pero no el aparato: es la línea, la misma por la que nos llega el periodismo, la información, el entretenimiento, el cine personal, la televisión (también personal), las fotos, los libros...

Y ya sabemos lo que pasa cuando no se paga el teléfono.
Publicar un comentario en la entrada