jueves, 3 de noviembre de 2011

Aprecio tus lecciones de periodismo en lo que valen: nada

Harvey Levin, fundador de TMZ, una web amarilla de chismes y farándula, asegura:
Los periodistas tradicionales deben deshacerse de los viejos y cansados medios de comunicación, abrazar a la web, y no preocuparse mucho de que la velocidad en Internet pueda comprometer los valores tradicionales, como la precisión.
No sé bien qué es un "periodista tradicional" ni un "valor tradicional", pero sospecho a qué se refiere. Un "periodista tradicional" debe ser uno de esos a los que importa la dignidad de la gente a la que informan y sobre la que informan. Uno de esos a los que importa que la información y la realidad coincidan. Uno de esos a los que, ¡oh!, preocupa que la velocidad comprometa la precisión. Etcétera.

A Harvey Levin parece que ni le importa ni le preocupa ninguno de esos "valores tradicionales". En cambio, le hacen ganar dinero la corrupción, la caradura, la mentira, el chantaje, el maltrato y otros "valores modernos" o como se llamen.
TMZ.com’s reporting methods have raised eyebrows among traditional journalists, particularly its policy of sprinkling cash around for news tips (although Levin says the site doesn’t pay for stories, per se).

And not all of TMZ’s reporting is take-it-to-the-bank trustworthy, either. While Levin boasted of its coverage of the Tiger Woods sex scandal, he neglected to mention that some of its “scoops” didn’t hold up. Example: Dozens of news outlets cited TMZ’s bombshell that Woods suffered facial lacerations as a result of a beating by his then-wife, Elin Nordegren. But few followed up a month later when an Orlando TV station reported that Florida patrolmen who met with Woods three days after he crashed his SUV said they saw no evidence of domestic violence.
¿Usted se fía del contenido del sitio de Harvey Levin? ¿Llamaría periodismo al contenido del sitio de Harvey Levin y periodistas a quienes lo manejan? ¿Confiaría las llaves de su casa durante las vacaciones a un señor como Harvey Levin? Exacto. Yo tampoco.

Gracias Harvey. Aprecio tus lecciones de periodismo en lo que valen: nada.