domingo, 27 de noviembre de 2005

Quién es un periodista

Es un curioso impenitente que maneja el idioma con destreza. Es capaz de descubrir noticias donde los demás ven normalidad, pero además lo sabe contar con veracidad y pasión. Los periodistas relatan historias reales protagonizadas por personas de carne y hueso. En prensa gráficas esas historias se relatan con textos, fotos y dibujos, por eso los periodistas –sean fotógrafos, dibujantes o redactores– deben saber contar historias con fotos, dibujos o textos. Todos deben saber escribir ya que no hay otro modo de fijar el sentido de las fotos y los dibujos, pero los redactores deben escribir con maestría.

Un buen periodista no es aquel que domina unas técnicas o destrezas más o menos mecánicas, sino quien sabe mirar, escuchar, pensar y además es capaz de expresar aquello que ha mirado, escuchado y pensado.

Como nadie da lo que no tiene, periodista es aquel que tiene un conocimiento profundo de qué es el hombre y del mundo que lo rodea. No se trata de una mera cultura superficial, como se ha dicho a veces: es verdadera cultura, no es erudición pero es suficiente como para satisfacer a los eruditos en cada tema que se cubra.

Además deben tener intuición, gran determinación y cualidades investigativas acerca de los temas que les interesan y también sobre los que saben poco.

Para tener éxito en periodismo hay que tener sentido del humor, perseverancia y confianza en sí mismo, actitud positiva y una mentalidad ganadora.

El periodista es un profesional que identifica fuentes, extrae información, procesa contenidos y los publica. Destina una buena parte de sus energías a interactuar con sus lectores. La principal frustración de un periodista es que el público no lea su historia.

No hay periodismo sin pasión: esta profesión consiste también en apasionarse con las fuentes, con los protagonistas de las historias y con los lectores.

2 comentarios:

El buscador dijo...

Gracias por la reflexión.
Saludos

GP dijo...

De nada.