viernes, 31 de enero de 2014

Valiente estrafalario

Hombre del poder, producto exótico de la cultura de la Transición, juguete de usar y tirar, menos poderoso y brillante de lo que realmente parecía, servil, disfrazado de outsider o de valiente estrafalario... 
Con estas y otras frases Hugo Martínez Abarca describe a Pedro J. Ramírez en su columna de Cuarto Poder. De lo más duro que he leído hoy sobre Ramírez, despedido ayer de su propio periódico.

jueves, 30 de enero de 2014

Ahora sabremos si El Mundo era águila o gorrión

Ayer cesó Pedro J. Ramírez en el diario El Mundo de Madrid, fundado por él mismo hace casi 25 años pero ahora propiedad del grupo italiano RCS (Rizzoli - Corriere della Sera). Les paso la viñeta que subió José Juan Gámez Kindelán a Facebook y los tuits en los que Ramírez comenta su alejamiento y la interpretación de Federico Jiménez Losantos (la cuenta no la lleva él pero son dichos de él -> gracias MD). Y aquí la noticia en El País, mucho más pragmática.



Hay dos grandes verdades y dos preguntas.

1. Ramírez molesta al poder -sea el que sea- y eso es una buena nota para cualquier periodista. Así, con independencia y valentía, creó un diario casi de la nada hace 25 años y lo puso donde lo puso.

2. Ramírez tiene un ego del tamaño de un castillo: nada nuevo en la industria.

3. ¿Será capaz El Mundo de trascender a su fundador? Es la prueba de fuego por la que pasa todo diario en un momento temprano de su vida, ya que casi no hay excepción: todos los fundadores de diarios son como Pedrojota y por eso mismo muy pocos sobreviven a sus fundadores. Son casi idénticos los códigos genéticos de un águila y un gorrión y hay que esperar que crezcan para saber cuál es cuál.

4. ¿Qué hará ahora Pedro J. Ramírez? Apuesto al periodismo sin papel.

martes, 28 de enero de 2014

Un oficio imperfecto


Por fin Hernán Casciari desclasificó los 16 números de la revista Orsai. En el 13 hay dos artículos que les recomiendo. El primero está también -con ligeras modificaciones- en El puercoespín de Graciela Mochskofski. La apertura en las páginas 46 y 47.


Más adelante, con apertura en las 66 y 67, está la crónica de Enric González sobre Un oficio imperfecto. Vale la pena leerla completa. El 30 de abril de 2013 había subido solo la primera página del artículo ya que era lo único que había a mano. Todavía no está en ningún otro sitio.


lunes, 27 de enero de 2014

Periodismo hay uno solo


Alguien -Niklas Willem- se encargó de recopilar los periodismos tal como los mencionan los estudiosos. Hasta hay uno líquido. Mire. Ríase un rato, aunque no era lo que pretendía su autor. Y no pierda más tiempo: periodismo hay uno solo.

domingo, 26 de enero de 2014

Escraches y operaciones en la prensa seria de Buenos Aires

Algo así fue mi columna en El Territorio de hoy. Se las comparto con algunas modificaciones formales. El fox terrier está bajado del mismo sitio de internet del la bajó el diario La Nación de Buenos Aires.


El martes pasado en dos medios de Buenos Aires aparecieron un escrache y una operación que tienen relación directa con el gobernador Maurice Closs y el presidente de la Legislatura de Misiones, Carlos Rovira. Según la versión de Clarín, que dice lo que le dijeron y lo publica alegremente y sin confirmar los datos, casi todos equivocados, al gobernador lo habrían insultado en un restaurante de Mar del Plata. Y en la versión online del diario La Nación publicaron el mismo día, con una foto trucha, que se usaba dinero del erario público en la búsqueda de la mascota del exgobernador Rovira: una triste excusa para refrescar maldades en su contra. En ambos casos las noticias fueron pasto fácil de las redes sociales, tanto que se diría que fueron publicadas para lograr difusión viral en la web 2.0.

El escrache es una de las peores señales de la intolerancia. Promocionar esas actitudes como señales más o menos positivas no es sólo de mal gusto, es una irresponsabilidad que nace de un razonamiento adolescente: como ellos lo hacen conmigo, yo lo puedo hacer con ellos. Es la justicia por mano propia; la vuelta al primitivismo de la era de las cavernas pasando por los camisas negras de Mussolini. Para esa lógica el malo de la película es el escrachado y no el escrachador intolerante que patotea, como si el maleducado fuera el que recibe el insulto y no el que insulta. Ya no podemos saber si existió o no el supuesto escrache al gobernador. Él mismo desmintió casi todos los datos que daba Clarín. Pero eso no es nada: no parece ser una noticia de relevancia que un desubicado que ni siquiera tiene nombre haya insultado a un padre de familia con nombre y apellido –sea quien sea– que cenaba con los suyos, para colmo en el mismo restaurante que el desubicado. 

Otro modo de arrojar basura sobre una persona fue la operación contra el exgobernador Rovira, aprovechándose del supuesto escape de su fox terrier. En ese caso se usan adjetivos improbables pero terroríficos, verbos en condicional para decir cosas que ni ellos pueden probar y nudos para atar cabos imposibles, como si de la mera proximidad en el texto se pudiera deducir algo cierto. Así, el perrito perdido –que de noticia no tiene nada– es una excusa para embarrar al funcionario por el viaje, las vacaciones, los reclamos mal atendidos de la policía, los sueldos de los docentes… ¿Es que no tienen las agallas para decirlo directamente, sin usar a una pobre mascota? ¿No se animan a afirmar lo que dicen, en pretérito perfecto y en voz activa?

Les consta a nuestros lectores y a los protagonistas que, a pesar de nuestros errores, en El Territorio no hemos bajado nuestras plumas en momentos de máxima tensión con los gobiernos de Carlos Rovira y de Maurice Closs, aun a costa de cometer, de un lado y del otro, algunas exageraciones injustas, producto del calor de la batalla. Pero nada –ni siquiera la desproporción de la pelea– justifican jamás la injusticia, los golpes bajos o la mentira para defenderse. El periodismo no se ejerce con operaciones ni escraches sino con justicia y verdad y no es posible sin autoridad moral. No es buen momento para avivar el fuego de una lucha estéril sino para construir juntos el futuro complicado que nos espera en este 2014 que se vislumbra bastante movido.

viernes, 24 de enero de 2014

Para la historia del periodismo

Mírelo. Es un momento histórico para el periodismo. La anchor de MSNBC Andrea Mitchel interrumpe una entrevista Washington-Davos con la congresista Jane Harman (D) para dar el vivo de Justin Bieber en el juzgado de guardia de Miami.

miércoles, 22 de enero de 2014

martes, 21 de enero de 2014

A los algoritmos no se les cae una idea

Puede ser que todavía haya alguien que piense que los algoritmos pueden hacer el trabajo de los financistas, los meteorólogos o el gerente de Oakland Athletics (usted habrá visto Moneyball)... o de los periodistas. Los datos aportan, pero sin la inteligencia humana no dan más que operaciones aritméticas que no agregan nada. Lea este artículo de Felix Salmon en Wired, del que entresaco:
It’s increasingly clear that for smart organizations, living by numbers alone simply won’t work. That’s why they arrive at stage four: synthesis—the practice of marrying quantitative insights with old-fashioned subjective experience. Nate Silver himself has written thoughtfully about examples of this in his book, The Signal and the Noise. He cites baseball, which in the post-Moneyball era adopted a “fusion approach” that leans on both statistics and scouting. Silver credits it with delivering the Boston Red Sox’s first World Series title in 86 years. Or consider weather forecasting: The National Weather Service employs meteorologists who, understanding the dynamics of weather systems, can improve forecasts by as much as 25 percent compared with computers alone. A similar synthesis holds in eco­nomic forecasting: Adding human judgment to statistical methods makes results roughly 15 percent more accurate. And it’s even true in chess: While the best computers can now easily beat the best humans, they can in turn be beaten by humans aided by computers.
...
That’s what a good synthesis of big data and human intuition tends to look like. As long as the humans are in control, and understand what it is they’re controlling, we’re fine. It’s when they become slaves to the numbers that trouble breaks out. So let’s celebrate the value of disruption by data—but let’s not forget that data isn’t everything.
El periodismo es eso (y el negocio del periodismo también): pura inteligencia aplicada a los datos y no la de uno solo sino la de muchos, actuando colectivamente en una redacción.

miércoles, 15 de enero de 2014

"Fuentes contrastadas"

Al ver este vídeo recordé algunas clases de Derecho de la Información que impartía Carlos Soria. Era un poco así —o eso me parece. Tremenda lección de periodismo. No se pierda ni un segundo:


El original está aquí, junto con el resto de lecciones sobre asuntos varios, que uno no ha visto.

domingo, 12 de enero de 2014

Otra oportunidad perdida –salvo para El 9 (como siempre)

Atlético de Madrid y Fútbol Club Barcelona se disputaban ayer el liderato de la Liga. Se esperaba tanto del enfrentamiento… Acabó a cero. El Barça sigue líder y es "Campeón de Invierno" (de la primera vuelta) por diferencia de goles. En fin, que cualquiera que fuera el resultado era una ocasión de oro para que la prensa deportiva sacara a pasear lo mejor de su creatividad.

Pero nada.

Además, un empate a cero es el resultado más difícil de titular. No sólo porque los tópicos ("empate a nada", etcétera) están ya gastadísimos sino porque ese resultado indica que nada cambió, que es todo lo contrario de una noticia. Por definición, hay noticia si hay algún cambio. Así que ayer, a las 21:45 horas, al final del encuentro, los diarios deportivos tenían por delante un reto de esos que dejan rastro sobre todo en portada, plaza donde uno puede percibir si se trabaja con rutina, desidia y aburrimiento o con energía, imaginación y buena onda.

Ni así.

Como siempre, el premio a la mejor primera se lo lleva El 9, un deportivo chico. He salido a comprarlo solo por esta portada/tapa:


"Todo igual"

La gracia está en la foto con el titular, perdone que se lo indique. Alguien pensó esa tapa. DIrá usted: eso lo hace cualquiera. Puede ser pero el caso es que ayer no ocurrió así. Vea:


Todos contentos… o todos tristes. Desde luego, la cara de Arda Turan
(el de la izquierda) manifiesta una felicidad infinita ¿verdad que sí?


Mira, no está tan mal. Al fin y al cabo, es el órgano oficioso del Real Madrid
 y se dirige a su hinchada, que estará hoy ilusionada con la posibilidad
de que su equipo recorte la ventaja que le llevan Barça y Atlético.


¡Eléctrico! ¡Intenso! ¡Espectacular! ¡Tremendo! etcétera, etcétera, etcétera, etcétera.
Los titulares que sirven para todo no sirven para nada. El problema de este diario
barcelonés es que su edición madrileña atiende a la hinchada rojiblanca. Imagine la
reunión de portada/tapa, con el pie quebrado de tener que hacer una sola primera
que sirviera para ambas ciudades. Además, vea la siguiente tapa.


Estaba cant-ta-do que esta foto aparecería en otra portada además de la de uno.
Villa procede del FC Barcelona y su traspado al Atlético fue uno de los asuntos
feos de esta temporada. No digo que no se dé. Sería estúpido. Pero en primera,
cuando sabes que el otro pensará como tú… También la lleva Mundo Deportivo.

Ya ve que no debe ser tan fácil. En realidad, hacer una primera es complicado, sobre todo si se espera mucho, al final no pasa nada y, encima, cuando tu sales ya todo el mundo sabe qué le vas a contar. Pero una cosa es la dificultad de la tarea y otra que se note que te aburres o que la empujas con la barriga. Los lectores, que no son burros, se sienten ninguneados o basureados. ¿Qué pasaría si los futbolistas del Barça y del Atlético echaran a su juego tan poca pasión y ganas? Pues eso.

sábado, 11 de enero de 2014

Cuando Crítica fue Cristina y Página/12 fue Amarillo/12


Juan Pablo Mansilla y Juan Agosto me recuerdan por Twitter estas dos tapas de colección de Página 12Crítica en las que se repite el cambio de nombre de una publicación que menciono en el post del jueves 9. En los dos casos era Jorge Lanata el director.

viernes, 10 de enero de 2014

NYTimes.com 2014: más fluido, más rápido, más intuitivo


Apareció ayer el diseño 2014 de NYTimes.com (el anterior es de 2012). Véalo aquí que está todo explicado. En palabras marquetineras:
Sleeker. Faster. More intuitive. In a word, "enhanced".
Traduzca sleek por fluido, natural, fácil de manejar. Solo agrego que ahora se puede leer según la experiencia del modelo documental, con la sorpresa de la página siguiente. Va a poner de moda la navegación horizontal y los comentarios al margen. Además nos han ahorrado la tortura de la página siguiente y ahora los artículos están enteros y se leen con scrolling: eso implica unos cuantos clics menos, pero ya se ve que al NYTimes no le preocupa para nada.

jueves, 9 de enero de 2014

Hoy no salió Olé


Desde la época gloriosa de Página 12, cuando Jorge Lanata y Román Lejtman sorprendían con las tapas de cada día, no veía un cambio en la cabecera de un diario. Decían que surgía un problema cuando lo hacían: la publicidad se contrataba para salir el Página 12, no en Oficial 12 o Clarín 12, y algunos anunciantes vivos no querían pagarla.

viernes, 3 de enero de 2014

Esperanza findeañera

La esperanza fue la constante en los diarios brasileños del 1 de enero. Solo para O Estado de S. Paulo es un día más.


jueves, 2 de enero de 2014

Endogamia findeañera

Ayer las gafas, hoy los fuegos artificiales. Es la constante en los diarios británicos para sus ediciones del 1 de enero. Se diría que The Daily Telegraph estaba hecho hace un año. Y por suerte existe The Guardian, aunque tampoco está para tirar cohetes.

miércoles, 1 de enero de 2014

Gafas de año nuevo


Salí a cazar calendiarios que ilustran el año nuevo con gafas 2014. Además del El Mercurio de Cuenca (Ecuador), todo un clásico, y después de recorrer los diarios norteamericanos de hoy (los puede ver aquí, en el Newsemum) me queda la certeza: los diarios de Estados Unidos celebran con sus lectores, festejan, acompañan, descubren con ellos, se alegran y entristecen, sienten con ellos.

Esto hay que celebrarlo, en Paper Paper, 17/8/2012